11 marzo, 2009

Público prestado

Que otro artista te preste su público es un acto de generosidad enorme que hay que saber aprovechar y agradecer. Nares Montero me dio una de las sorpresas de mi vida el día de la presentación de su libro, y poco podía imaginarme yo que anoche surgiría una nueva oportunidad.


Lucía Caramés tocaba en Galileo Galilei en el ámbito del ciclo Ellas crean y me pidió que escribiera algo acerca del Día de la Mujer para leerlo antes de su concierto. Yo, que ya sabéis que como haya un bombardeo me apunto (y eso que la expresión no me gusta nada), contesté que sí, orgullosa y encantada. El único problema era que había que escribirlo deprisísima, como dice LuLi, porque entre la salida del trabajo y el concierto no había demasiado tiempo.


Decidí dejar el coche en casa e irme en metro para ponerme manos a la obra durante el trayecto. No sabía si hacer algo reivindicativo o algo poético, así que recordé lo que me había dicho Nares por el Messenger antes de salir de casa: tú eres capaz de hacer un poco de cada cosa y quedarte tan a gusto. No sé si se logró, pero al menos lo intenté. Dispuesta a cambiar lo que fuera necesario, se lo enseñé a Lucía, pero a ella le gustó, así que me preparé para salir a leerlo.


Qué nervios. En esos momentos, piensas en todo. En que en la sala hay un montón de gente, que en la primera fila están tus amigos (Lady K, Queens, Nares y Yeimi, por ejemplo), en lo oscuro que está todo cuando se sale a un escenario… Aunque casi lo más importante que se me pasó por la cabeza fue que al público prestado hay que respetarlo mucho: no han venido a verte a ti, sino a la persona que te invita, así que hay que ir al grano y hacérselo liviano. Por eso no quise que la intervención superara el minuto y medio.


Después de mi lectura – que efectivamente inauguró el género poético-reivindicativo – comenzó el concierto. La sintonía de Lucía Caramés con su banda fuera del escenario se transforma en una energía increíble sobre las tablas. Es cierto que Lucía transmite muchísimo con su sola voz y su presencia, en acústico, pero sus temas también tienen un lado rockero que se multiplica con bajo, guitarra, percusión y teclados.


Liberados de las apreturas y el calor del último concierto el El Juglar, disfrutamos de los temas de su disco, La niña de la teta, con dos colaboraciones de lujo. La primera, nuestro queridísimo Alejandro Martínez, con el que Lucía cantó la preciosa Contigo, además de sorprendernos con una versión del Ni tú ni nadie, ese clásico de Alaska.

Pancho Varona fue la segunda colaboración de la noche, cantando a dúo con Lucía No me importa nada, además de regalarnos sus Peces de ciudad. Los dos artistas invitados nos dejaron a todos la emoción a flor de piel.


La niña de la teta se está convirtiendo en un verdadero acontecimiento musical, y da gusto ver a una Lucía Caramés centrada y serena, combativa cuando toca y tierna cuando hay que serlo.


Y yo, como siempre, estoy agradecidísima. Hay que ser muy generoso para prestar un público, y más un público como el de Lucía, creciente y muy fiel. Gracias.


Próximas paradas: miércoles 18 de marzo en Barcelona 8 (con Alejandro Martínez) y el viernes 1 de mayo en Galileo. Y permanezcan atentos a sus pantallas para ver el estreno mundial del videoclip de Carasapo


6 comentarios:

Marian dijo...

Compré el disco de Lucía hace semanas en mi última visita a Madrid y me encanta, pero ahora tengo ganas de verla en directo!!


(Querida, y si te prestan el público es porque lo mereces... es más, mereces un público para ti sola. Tiempo al tiempo)

Muá

Nares Montero dijo...

Me voy a hacer famosa con esto de que me menciones tanto en tu blog nena! jajaja!

Suscribo el "entreparéntesis" de Marian.

Besosbesosbesos!

Jaco dijo...

Yo suscribo lo que suscribe nares (todo en cadena)

Nares, yo supe de ti a través de este blog y acabé comprando tu libro (impresionante, pero eso te lo cuento otro día) así que igual no andas muy equivocada.

Un beso

kika... dijo...

qué majos sois todos!!!!!!!!

BellaMarian, te aconsejo que si puedes ver a Lucía, lo hagas, tanto en formato banda como en acústico...

nares... ¿famosa? si con haberte sacado en mi clase de francés ya eres más conocida que los Beatles...

jaco... qué lindo eres!!!!!

besos y magia
K

acróbatas dijo...

Grande, grande, grande... y llena de magia, Kika.
Me hubiese encantado estar en ambos lugares: en la presentación del libro de Nares y en el concierto de Lucía... Menos mal que para los que estamos lejitos de Madrid siempre encontramos abrigo en este rinconcito.

El disco de Lucía es tan redondo, tan azul... tengo tantas ganas de verla en Barcelona! A ver si puede ser pronto... y a Nares también... y a tí... VENIROSSSS....

kika... dijo...

yo me voy a Barcelona en cuanto quieras! tengo unas ganas locas de verte!!!!!!

y qué amores Lucía y Alex, que es que me los como a besooooooooosss!

besos para ti
K