09 noviembre, 2008

Auto-in-definida

Ayer fui a preparar el último ejercicio de la oposición con Sun Tzu y dos compañeros. Una de ellas ocupa ahora mismo el número dos del proceso selectivo. Es zurda y con el pelo largo, como yo, aunque ahí termina toda similitud.


Estábamos enfrascados en la resolución de un caso práctico sobre una extradición por genocidio cuando nuestro preparador nos hizo recordar cuáles eran los criterios para considerar que se trataba de ese delito.


- Kika, a ver si te acuerdas.

- Pues… creo que sí. Son los actos perpetrados con la intención de destruir, total o parcialmente, a un grupo nacional, étnico, racial o religioso.


Nuestro gozo en un pozo. No podíamos colocarle al protagonista del caso (un ex dictador chileno reconvertido en senador, no sé si a alguien le suena), una acusación por genocidio. Por desgracia y según la legislación internacional, el asesinato de 3.000 personas y la desparición de otras 5.000 por motivos políticos e ideológicos no es genocidio. Entonces Número2 dijo que se le podría acusar de crímenes de lesa humanidad, pero Sun Tzu saltó como un resorte y afirmó que nadie había sido capaz de definir ese delito y que, por tanto, era imposible aplicarle ese tipo penal.


- De verdad, no lo comprendo – se quejó Número2 – No entiendo la incapacidad para definir: al fin y al cabo son sólo palabras. Es que eso es como lo del terrorismo: están definidos los actos terroristas, pero no el terrorismo en sí. ¡Si sólo se trata de poner una palabra tras otra diciendo qué es! No puede ser tan complicado…


Yo, que había estado bastante ausente durante todo el caso, solamente pude decirle que no sólo eran palabras. Que me encantan las palabras, trabajo con ellas, las tengo todas entre la punta de la lengua y los bolsillos. Por eso sé que definir cualquier cosa es una tarea ardua y arriesgada en la vida cotidiana, una complicación que se magnifica en el ámbito internacional. Las definiciones, de una cierta manera, fosilizan los conceptos, tienen una fuerza tremenda para ordenar la realidad y, a la postre, condicionar el comportamiento. Son una especie de vallados que se colocan alrededor de las ideas, las precisan, las aclaran, dejan dentro lo que es y fuera lo que no es.

Añadí que a mí me importaba tres pimientos que no se haya definido la lesa humanidad ni el terrorismo, porque aún no se ha definido el amor.


Y eso me preocupa el triple. O me despreocupa, porque creo que soy una persona un tanto auto-in-definida.


A Sun Tzu, como siempre, le faltó tiempo para apostillar.


- El amor. Ya te ha salido la vena literaria. Te habrás quedado a gusto, Kika.


Me callé.


Pues no, Sun Tzu. A gusto, no. Tranquila, tampoco.



15 comentarios:

LUISA M. dijo...

Je, je...¿auto-in-definida, tú? No lo creo. Veo que sigues a vueltas con la oposición. ¡Ojalá tengas muchísima suerte!
Amiga Kika:
Tienes un regalito para ti en mi blog. Pásate a recogerlo cuando puedas.
Besos.

Microalgo dijo...

¿Y no se puede acusar de asesinato a secas? Ahí sí que no hay muchas dudas en cuant oa la definición. Y luego se ponen las penas una detrás de otra, y encima cuando salga de la carcel le echamos encima un triler de dieciséis ejes.

Y listo.

Bueno, la última parte es un poco ilegal, es cierto, peroe es que yo trabajo con microalgas y a veces me sale la vena práctica y expeditiva.

No se fíen de los botánicos.

Besotes.

Microalgo dijo...

Triler = trailer.
Cárcel con acento.

Las prisas, tch.

Anónimo dijo...

Yo me pregunto de que raíz etimológica provendrá la palabra gilipollas, microalgo...

Kika... dijo...

luisa... voy ahora mismo... [espera, que voooy] ohhhhhhhh... Con la ilusión que me hace!!!!!!!!!!!!! Voy a contestarteeeeeee!!!!

microalgo... pues no. No era tan sencillo, por desgracia. No se trataba de un caso de simple derecho penal, sino de extradición. A ver si puedo explicarlo de forma más o menos clara.

Las normas penales son territoriales, es decir, se aplican dentro del territorio de los Estados, con respecto a sus nacionales. Acotándolo de una manera un tanto tosca, eso quiere decir (en general) que si en un caso ni la víctima es nacional de tu Estado ni se ha cometido el delito en tu territorio, no eres competente para juzgarlo. Esa es la norma general, que se aplicaría en el caso de acusar al protagonista del caso de todos los asesinatos uno tras otro: si no eran españoles y los crímenes no se cometieron en España, no habrá conexión con la jurisdicción española, y el juez español no sería competente.

Hay una serie de excepciones a esa norma, y la que invocó el juez del caso es la Competencia Penal Universal, que consiste en que cualquier juez de cualquier país es competente para juzgar determinados delitos en razón de su gravedad. Por eso se acusó al dictador de genocidio, lo que permitiría juzgarlo en España (ya que no se le había extraditado previamente por delitos cometidos contra españoles).

Pero hecha la ley, hecha la trampa. Como el dictador no se encontraba en España, había que solicitar su extradición. Y el país en el que estaba no estaba obligado a concederla por delito de genocidio (por asesinatos de personas que no eran españolas tampoco).

Y además, existía otro escollo, que era del que yo hablaba en el texto. La definición de genocidio, que es la que le dije a Sun Tzu según la Convención para la Prevención y Sanción del Crimen de Genocidio, de 9 de diciembre de 1948, que no recoge los motivos políticos o ideológicos y es absolutamente taxativa.

En la esfera internacional no se han definido aún conceptos como el terrorismo, la lesa humanidad o los actos de agresión, lo que hace extraordinariamente difícil la aplicación de estos supuestos de responsabilidad internacional del individuo.

Había, por tanto, que encontrar la manera de acusarle de un crimen:
a) para el que el juez español fuera competente
b) para el que el país en el que se encontraba, estuviera obligado a extraditarle.

De ahí la complicación del caso, y de ahí también el deseo de mi compañera de que esas definiciones existan y se pongan en práctica. Lo que pasa es que no creo que sea tan fácil como ella pensaba.

anónimo... como ves, no creo que la palabra de la que pretendes buscar su raíz sea aplicable en este caso...

besos y magia,
K

Kika... dijo...

ah, microalgo... lo del tráiler...

que parezca un accidente

[je je je]

más besos con algas pequeñitas (que son más bonitas)
K

otro anónimo dijo...

Anónimo: como decía Forrest Gump, tonto es el que hace tonterías.

La etimología y los ejemplos no hacen falta en este caso.

Jaco dijo...

Kika, tanto tiempo dándote ánimos para tu oposición y me doy cuenta de que no tengo ni idea de para qué opositas.

Lo que está claro es que te encantan las palabras, por eso escribes tan bien.

Un beso

cerillasGaribaldi dijo...

Tú siempre paseando por el bulevar...

(Ten cuidado con nº 2, ya que puede engañar al tribunal con tres simplezas)

Muchos besos a la number one, Bob

Kika... dijo...

jaco... te lo contaré... tú por eso no sufras... :)

bob... tienes razón. Y yo siempre por el bulevar, aunque el resto del universo lo achaque a mi legendario empane mental...

muchos besos,
K

Teresa dijo...

"Son una especie de vallados que se colocan alrededor de las ideas(...) dejan dentro lo que es y fuera lo que no es"
Esta es sin duda una gran definicion del termino definicion, realmente tú y las palabras hacéis una gran pareja.
Disfruto mucho leyéndote, te descubrí por casualidad y ahora todos los días entro a tu blog. Felicitaciones, lo haces muy bien

Kika... dijo...

Muchas gracias Teresa... son felices las casualidades de los encuentros...

miles de besos y muchas gracias por pasarte por aquí!
K

Dominique De Villepoint dijo...

Querida Kika:

YA sé que hablar desde la playa cuando aún sigues nadando parece fácil, pero tu y otros muchos sabeis que los que hemos pasado a mejor vida nos seguimos acordando de los que seguís nadando y ya casi sentís la tibieza de la arena en vuestros pies.

Olvida de lluvias del norte que mojan , pero no calan, y ten por seguro que, por definición, tu será la namberguán de muchos de nosotros ( Sun Tzu, Yonifruts ) y de éste que lo es:

Dominique De Villepoint

P.S Recuerda " Buscando a Nemo " ...y sigue nadando, sigue nadando ( la pececita amnésica cuya voz era doblada por Anabel Alonso )

Dominique De Villepoint dijo...

Jo, me he repetido mucho en mi anterior paralelismo y no te he contado que me ha llenado de orgullo y satisfacción, que diría nuestro coronado despachador septembrino, que recogieras en tu blog mi definición de "definición" ( de-finis ) - poner límites a los conceptos -

Erratum:

Donde dice
" olvida" debe leerse " olvídate"
" será " es "serás"

Qué ganas tengo de tenerte 6 meses en el nº 5 del Papa Bueno para que luego te hagas adepta de la Santa Cruz - o sucursales verticales no aluminosas y, rascacielras y más cercanas a nuestros barrios ( qué me gustan las adivinanzas )

Y lo de la " lluvia que moja y no cala ", en recónditas lenguas septentrionales la respuesta encontrarás ( ¡ hablo como Yoda ! )

Olgüeis yors, bienatuá, tonamí:

Dominique De Villepoint, prochipriota furibundo

P.S: A ver para cuándo haces un post explicando cómo nos conocimos y por qué te caigo moderadamente bien, que yesuiyalú de ver cómo hablas tanto de otros y de mi nunca, o casi...

Kika... dijo...

Dom... ahora mismo estoy llorando de emoción. Lágrimas antiglamurosas del tamaño de melones terciaditos...

ai lof yu, y además lo sabes, y prometo solemnemente, pero de verdad, de verdad de la buena, que contaré con todo detalle cómo nos conocimos y por qué yetem tanto, tanto...

de momento, así como para que te acuerdes, te dejo el enlace al poema que te dediqué en su día...

http://kikamagia.blogspot.com/2007/10/escribe-algo-bonito.html

ay, besos besos besos, cómplice además de amigo (y ya sabes que en este negocio tengo tirando a pocos que se puedan llamar así)
K