19 junio, 2008

Sahara en el corazón


clic

Prende la luz, tapa la calle ya,
que andan reunidos los coyotes
y aquí en el sur el alba traerá
una lluvia sin fin,
el final de la noche.

Prende la luz de la memoria y sal,
que anda reunida la alimaña,
recuérdales tú que en esta aldea ya
soñar es peligroso y respirar toda una hazaña.

Prende la luz, Ismael Serrano



El miércoles 25 de junio a las 20:00h, en el Nuevo Teatro Alcalá, la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui de Madrid presenta un concierto solidario con el siguiente cartel:


Las entradas cuestan 10 o 12 euros cada una (según la zona) y se pueden adquirir a través de El Corte Inglés (este es el enlace directo). Su objetivo es financiar el programa Vacaciones en paz, que posibilita que niños refugiados saharauis vengan a España a pasar dos meses de vacaciones desde los campos de Tinduf (Argelia), donde las condiciones de vida son durísimas.


Quienes me conocen saben que si yo pudiera solucionar un conflicto internacional, indudablemente sería el del Sahara Occidental, el último conflicto genuinamente postcolonial que queda en el mundo (aparte del palestino-israelí), en el que la dignidad de un pueblo nos debería estar dando ejemplo a todos. Es lamentable que el Derecho Internacional y la ONU estén sirviendo de tan poco en el siglo XXI, ya que el Sahara Occidental se encuentra en una tela de araña donde cada hilo es un interés económico y político de hondo calado: fosfatos, pesca, petróleo, gas natural, lucha contra la inmigración ilegal, pugna entre Marruecos y Argelia por el liderazgo regional… todo ello sin obviar el papel de España, Francia y los Estados Unidos de América.


No creo que mucha gente pueda decir que se ha leído todas las propuestas de paz para la zona. Yo lo he hecho, ya que soy autora de un estudio – no sé de ningún otro en español al menos – acerca de los planes que se han dejado sobre la mesa para solucionar la situación, o el conflicto, dos palabras que no son más que un eufemismo que oculta la ocupación ilegal del territorio por parte de Marruecos.


Dos personas que conozco acogen a niños saharauis todos los veranos, y es una experiencia maravillosa, que engendra futuro en un lugar tan teñido de doloroso presente como los campos del desierto.


Quienes no puedan ir tienen la posibilidad de poner su granito de arena a través de la fila cero:


CAJA MADRID: 2038 1016 30 6000452257


Os veo por allí, si os apetece.



Post Scriptum... ya sé que Ismael tiene una canción sobre el tema saharaui, pero esta me gusta más...


No hay comentarios: