09 marzo, 2007

Redes informales

A las mujeres de hoy nos han estafado.

Así empezaba la sinopsis de un libro que me divirtió muchísimo cuando lo leí, Cómo ser una mujer y no morir en el intento.

Ayer era el día de la mujer trabajadora. Incluso me felicitaron, pero no estaba para leerlo. Porque una mujer trabajadora me había llamado para que fuera a cuidar a mi sobri, que estaba en casa con fiebre. No tenía a nadie con quien dejarlo. Así que la mujer no trabajadora (es decir, yo) fue a la casa de la mujer trabajadora a cuidar al enfermo. Yo tenía un día de órdago ayer, que terminó en día de órdago agravado.

Y hoy la cosa se ha multiplicado por dos. Los enfermos son mis dos sobris. Así que aquí estoy, escuchando a Miguel Dantart en modo repeat (a veces también ponemos el Insecto), supervisando un videojuego, leyendo adivinanzas y a punto de hacer comida para cuatro (en mi casa está establecido que los viernes no cocino).

En fin, ya lo decía mi profesora de Teoría Social. Las mujeres dependen hoy de las redes informales para desarrollar su actividad profesional. No sé si nos han estafado, puede que no, pero hoy me siento más red que nunca. Porque lo que es informal, eso lo soy siempre…

Lady K, Luli te dice que… hemos escuchado tu regalo de navidad… o al menos una parte…

Estoy reformando... Otros mundos, otros blogs... permanezcan a la escucha...

1 comentario:

hidden_angel dijo...

Un poco sí que nos han estafado. Porque pretenden que hagamos lo mismo de antes pero trabajando. Supongo que las cosas han cambiado un poco y que los chicos tienen otra actitud frente a sus responsabilidades no laborales.
Pero, en serio, creo que vamos a tener que cambiar muchas más cosas.
Besinos
y felicidades un poco retrasadas.