26 marzo, 2007

Bleuâtre

Ayer por la noche soñé con libélulas.

Estaba en una especie de estanque y salían miles de libélulas rojas y azules que volaban a mi alrededor, se posaban en mis manos. Parecían moverse con algún tipo de orden, aunque cada una tenía un tamaño y un tono de azul-rojo-rosa-morado diferente. Pasaban por delante de mi nariz y me acariciaban la cara con sus alas leves y casi transparentes,
nervadas como si fueran vidrieras translúcidas. Como cuentas de cloisonné.

Mi amor flota con nenúfares
en un estanque de libélulas azules.
El tuyo es un trío de golondrinas en un bosque de papel.
Centellas negras atravesando nubes…
En un estanque de libélulas, Manolo García

El sueño era impresionantemente bonito. Todo parecía tener una mirada diferente, acuosa, de botella de vidrio coloreado azul intenso. Casi añil. Tenía banda sonora y todo. De libélulas. Y en las dos canciones, En un estanque de libélulas, de Manolo García y Libélulas, de Paco Cifuentes, aparecía el color del sueño. Azul. Por eso he titulado así este post tan raro. Con una palabra que significa azulado, de esas palabras que me encuentro en las traducciones.


Ni el solo hecho de dibujarte
desdibujarte, la sombra
cuando te vuelves
dando la espalda,
cuando te vuelves
de azul feroz.
Y mi mentirte de Maquiavelo,
de Belcebú, libélulas…
Libélulas, Paco Cifuentes y Lara Moreno

Siempre tengo en cuenta mis sueños. Así que por si acaso, me voy a hacer unos pendientes de libélulas. Puede que vaya a necesitarlos.

Pero no sé por qué.

Post abigarrado. Lleno de todo. Como mi sueño.

Cloisonné… vidrieras… libélulas… la libélula la fotografié en Almería el año pasado… se parece a mi estanque… gracias Vega por enviarme la canción…

Reflexión… hay quien cree que tiene un as en la manga gracias a la supuesta naturaleza de las mujeres. No. Es imposible. Practicar el “divide y vencerás” es muy mala estrategia. Al final se divide tanto que uno se encuentra solo. No se vence. Sólo se divide. Y lo peor es que los demás se dan cuenta…

9 comentarios:

Lady K dijo...

Me encantan esas cuentas de la foto. Si compras para hacerte unos, avísame , que yo también quiero unos. Y ten presente ese sueño, no me preguntes porqué pero cuando he leido el post ... No sé, solo tenlo en cuenta.

henar dijo...

La ignorancia infunde valor. Hay quien piensa que se puede romper una cadena de magia con zalamerías... Pero cuando dos energías se encuentran (se reencuentran) ni una bomba atómica de Conan el Bárbaro puede separar el núcleo.

Un beso, preciosa.

Henar

vega dijo...

es un post muy bonito, como tu sueño, así que me alegra haber colaborado, aunque sea una cosa tan tonta como enviar una canción. este es el año chino de los sueños extraños, premonitorios, con significados... o eso creo yo. le he preguntado a google. dice que soñar con libélulas significa estar persiguiendo un sueño en tu vida consciente: corre, corre detrás del sueño hasta que lo alcances! y si no significa esto seguirá siendo un sueño muy bonito y un post muy bonito.

Kika... dijo...

Lady K: Te veo en conexión con el universo, dame un poco de tu luz...

Henar: Eso, eso, de Conan... Conan... Conan... ¿será como lo de aquella peli de terror (Candyman) en la que si repetías su nombre tres veces había terribles consecuencias?... A repetirlo, a repetirlo... soy inmune...

Vega: Gracias por la interpretación... No sé si será eso, llevo toda la vida persiguiendo sueños... espero que no me fagociten...

Besos!
K

Lady K dijo...

Ya sabes que yo tengo esas épocas extrañas en las que me guío por impulsos.Son cíclicas y suelen llegar cuando más las necesito. Aunque creo que las más fuerte fue ese verano inglés donde se movían las cruces y se hacían aquelarres de todo a cien y rulo de peluquería. Te veo esta tarde y nos reímos un rato.

Henar, lo de Conan es sublime. Siempre me sorprendes superándote!!!

Nere dijo...

(Advertencia previa: he tratado de colgar antes otro comentario, pero creo que no lo he hecho correctamente. Pido en todo caso disculpas por si aparece repetido).

Hola Kika:

Gracias por tus palabras de ayer y por las que nos dejas aquí cada día.
Yo también he tenido hoy un sueño muy especial, también les suelo dar importancia y me quedo días pensando en ellos... Hacía tiempo que no me sucedía uno de estos.
Ha sido un sueño muy dulce y especial, y sobre todo, exageradamente claro, detallado, intenso y real. En cambio, cuando estoy verdaderamente despierta, a veces las cosas no son tan reales. En mi sueño, igual que tus libelulas, él llegaba con una sencilla camiseta también bleuâtre, y venía hasta mi cama (el estanque azul de aguas estancadas) a despertarme con un suave aleteo de libélula, y yo, que seguía dormida, como una libélula me posaba en sus manos... [qué cursi me ha salido esto].
Pero luego viene la resaca de los sueños: las pesadillas te despiertan con un pálpito y te dejan toda la mañana con mal cuerpo, y en cuanto a los sueños buenos... sucede que al final también te acabas despertando.
(PD: preciosos el cloisonné, la vidriera y la libélula, pero en cambio la Reflexión me ha dejado con un escalofrío...)

Sikandar dijo...

Azul intensa es la vida si se vive con Amor, Valor y Honor.


Me encantaría ser digno de esos tres tesoros. Marcharé a buscarlos a Oriente muy pronto...

(vaya pensando un regalo)
Que le vaya bonito...

Kika... dijo...

Nere: Muchas gracias por el comentario. Qué bonito... sigue soñando con libélulas, estoy seguro de que es algo bueno (lo dice Lady K)... La reflexión... real como la vida misma...

Mirada Triunfal: Madre mía, es verdad que azul es el color de todo lo importante... Te espero aquí entre los caballos azules (y con los palillos puestos en el pelo!!!)

Besos.
K

henar dijo...

Un trasgu que conozco tiene un libro con las palabras favoritas que cada uno de sus amigos tenemos y hemos escrito. Como mi trasgu conoce muchos ilustradores, el libro es una auténtica joya. Y lo mejor, yo creo, es la palabra favorita de Ana, la hia de 7 años de Lucía. Su palabra favorita es "Libélula", que definió como "es un bicho con cuerpo de palo y alas de hada". Al lado dibujó la libélula, y una flecha señalando las alas decía "esto son alas". No sé cómo se me había olvidado esta historia tan premonitoria!!

Besos y suerte en el estreno de tus pendientes,

Henar